AlbertoF prefiere más pobres a muertos

Buenos Aires. El mandatario advirtió que habrá consecuencias económicas por la cuarentena, pero prefirió preservar la salud de los argentinos.

El presidente Alberto Fernández sostuvo que “es falso el dilema entre la economía y la salud”, en el marco de la lucha para enfrentar el coronavirus en el país. Y remarcó que prefiere «tener un 10 por ciento más de pobres y no 100 mil muertos», en Argentina.

«De la muerte no se vuelve, pero de la economía se vuelve», explicó Fernandez, durante una entrevista que realizó en la Quinta de Olivos para Net TV, donde aseguró: «Pensar que puedo combatir el coronavirus generando una cuarentena que va a durar un mes y medio, por lo menos, y pensar que esto no va tener consecuencias económicas es imposible, las va a tener», sostuvo el presidente.

Y enfatizó: «Espero hacer todo esto y que crezca la economía, pero sé que se está estancando. Tratamos de evitar que nadie vaya a la quiebra; que a la clase media no se la devore la crisis; que las clases más pobres se sostengan. Estoy previendo todo eso», aseguró el mandatario.

«La economía se va a hacer trizas para todos, no solo para nosotros», expresó Alberto Fernández, quien sostuvo que, «también, es una gran oportunidad de hacer un mundo más justo y legítimo».

Además, el presidente aseguró que «nunca» dudó en declarar el aislamiento social, preventivo y obligatorio, pero admitió que tuvo «duda con el fin de las clases» y destacó que le prestó «mucha atención a lo que dicen los científicos».