Amenazaron con un arma al intendente Lovey y el hecho generó consternación política

Amenazaron con un arma al intendente Lovey y el hecho generó consternación política

Quitilipi. Se trata de Lázaro Terzich de 83 años, una persona que trabajó políticamente para el intendente durante su campaña electoral. El hecho ocurrió este viernes antes del mediodía. Se secuestró un revólver calibre 38 con 6 balas, que había arrojado por sobre un muro perimetral.

El intendente de Quitilipi, Ariel Lovey, denunció ante la policía haber sufrido amenazas con arma de fuego e insultos, por parte de un hombre que circulaba en una camioneta Chevrolet S10.

Tras presentarse en la Comisaría, comenzó la búsqueda de esa persona, que finalizó sobre el mediodía de este viernes cuando hallaron a un hombre de 83 años, secuestrándose el arma con seis cartuchos.

Terzich en el año 1981 cumplió tiempo de condena por el asesinato al indigenista René James Sotelo en Quitilipi. Lovey indicó que Terzich «le manifestó al comisario que me iba a matar a mi, al presidente del Concejo y a otro ex funcionario».

«En su momento, cuando yo era candidato a intendente el señor Terzich trabajó conmigo en las internas, y después cuando ganamos las internas, hicimos un compromiso. Cuando ganamos las elecciones, Terzich me quiere manejar cómo armar el Gabinete. Me cambia toda la jugada, quería acomodar toda su gente…lo cual obviamente yo no le permití», expresó el jefe comunal.

REPERCUSIONES

El gobernador se sumó a los repudios surgidos luego de que el intendente de Quitilipi sea amenazado de muerte por el conocido Lázaro Terzich.

«Es inadmisible cualquier hecho de violencia en nuestra provincia, lo cual debe ser penalizado con todo el rigor de la ley», sumó el mandatario provincial y cerró: «Nuestra provincia es tierra de paz, no de violencia».

El Comité de la UCR Quitiulipi también repudiaron lo sucedido y señalaron que «Rechazamos enfáticamente los actos que persiguen amedrentar al jefe comunal. La violencia ejercida es un peligroso precedente que atenta, no solo contra un funcionario electo por el pueblo, sino contra la democracia»

«Dejamos en claro la preocupación de la ciudadanía con respecto a posibles hechos futuros si no se actúa de manera rápida y eficiente. Defendemos la vida en democracia», cerraron.

Diputados provinciales de la Unión Cívica Radical expresaron su más profundo repudio y rechazo a la amenaza de muerte recibida por el intendente de la ciudad de Quitlipi, Ariel «Quitito» Lovey.

«Quienes conformamos el bloque de diputados provinciales de la UCR, repudiamos y rechazamos la amenaza de muerte con arma de fuego recibida por el intendente de la ciudad de Quitilipi, Ariel «Quitito» Lovey, a quien le hacemos llegar nuestro acompañamiento incondicional. En este mismo sentido, instamos a los funcionarios competentes a llevar adelante una exhaustiva investigación a fin de poder esclarecer este atentado y determinar responsabilidades», comienza un comunicado oficial.

Compartir
Opción de Noticias