• Home »
  • Judiciales »
  • El juez Aranda llevará la investigación por la segunda causa sobre el lavado de dinero de la causa Uncaus

El juez Aranda llevará la investigación por la segunda causa sobre el lavado de dinero de la causa Uncaus

Sáenz Peña. Además de la escandalosa causa Uncaus, en la que está imputada toda la cúpula conducida por Judis, y algunos amigos del ex rector, el magistrado también investigará el pago indebido de IFE.

El juez federal de Sáenz Peña, Miguel Aranda, retomó en esta semana sus funciones a cargo del Juzgado de Primera Instancia de esta ciudad, luego de la renuncia del magistrado formoseño Fernando Carbajal.

A su regreso, retoma las causas de lavado de activos provenientes del narcotráfico denominada Carbón Blanco, el pago indebido del Ingreso Familiar de Emergencia -IFE- y el escándalo del lavado de dinero de la causa Uncaus en el que se haya imputada toda la cúpula de la gestión anterior de esa casa de estudios.

La nueva investigación, se desprende de la primera que ya esta en juicio. Judis, Ibañez y Varela pueden ir a juicio nuevamente.

En la causa Uncaus, que comenzó por la denuncia hecha por la entonces diputada chaqueña Ana María Canata, por pedido del fiscal general ante la Cámara Federal de Apelaciones de Resistencia Federico Carniel, y del fiscal general Carlos Martín Amad, se realizaron 17 allanamientos en distintas localidades de Chaco y Corrientes en el marco de una investigación que se desprende de una causa por la cual el ex rector de la Universidad Nacional del Chaco Austral (Uncaus), y otras autoridades de esa institución académica se encuentran enfrentando un juicio oral. Están acusados, junto al titular de una empresa beneficiaria de la obra realizada en la casa de altos estudios, del desvío de fondos públicos. Los procedimientos fueron autorizados y ordenados por el entonces juez subrogante Fernando Carbajal, pero ahora la causa seguirá en manos de Aranda.

A partir de los hechos endilgados en la primera causa, los fiscales Amad y Carniel, junto a la Procuraduría de Criminalidad Económica y Lavados de Activos (PROCELAC) y a la División de Anticorrupción de la Policía Federal Argentina llevaron adelante una investigación a fin de comprobar cómo se canalizaron las ganancias ilícitas.

A raíz de las pruebas recolectadas, los representantes del Ministerio Público Fiscal pudieron corroborar la existencia de diversas maniobras de lavado de activos a cargo del entonces rector, que habrían tenido lugar desde fines de 2011 hasta al menos 2018.

Otras causas

En cuanto al cobro ilegal del IFE, ya se imputaron a 157 personas por ‘fraude y falsedad ideológica’. Entre los imputados, hay empleados comunes de los municipios y funcionarios de Gabinete de municipalidades del interior chaqueño, entre ellas, de la zona de Miraflores.

En cuanto a la causa Carbón Blanco, en el expediente “residual”, todos los imputados que esperan el juicio, formarían parte de una “banda dedicada a la puesta en circulación en el mercado de bienes proveniente de ilícitos penales, o sea, plata que vino de la venta de cocaína”.

Los indicios y elementos fueron demostrando que la mayoría eran testaferros del jefe narco, Carlos Salvatore, quién recibió una condena a 21 años de cárcel por narcotráfico en 2015 por la causa “Carbón Blanco” y falleció en prisión. En el primer juicio por lavado de activos, hubo decomisos de 25 autos, 69.642 pesos, 74.571 dólares y 8.145 euros, además de embargarse unas 115 cuentas bancarias.

Cabe indicar que Aranda vuelve a retomar el cargo de juez federal de Sáenz Peña luego de la renuncia de Fernando Carbajal, a través del Acuerdo Extraordinario N° 2142, la Cámara Federal de Apelaciones de Resistencia, que aceptó la renuncia que presentó Carbajal.