• Home »
  • Política »
  • González García habló del decreto para evitar reuniones «por un tiempo»

González García habló del decreto para evitar reuniones «por un tiempo»

Buenos Aires. El ministro de Salud, Ginés González García, llamó hoy a evitar «por un tiempo» las reuniones sociales para «no tirar por la borda el esfuerzo que nos llevó a estar mucho menos mal» que otros países en la mitigación de la pandemia de coronavirus.

El titular de Salud dijo que «las reuniones sociales tienen un impacto y una magnitud por lo cual las mencionó el presidente» Alberto Fernández, quien mañana firmará un Decreto de Necesidad y Urgencia (DNU) que prohibirá esos encuentros por 15 días en todo el país.

«Las reuniones familiares, de amigos, mateadas, asados, son muy propias de nosotros. En ellas no hay distanciamiento, se sacan el barbijo y son reuniones extensas; son escenarios donde se produce lo que se produce, en los que la gente está agrupada y el riesgo (de contagio de coronavirus) es mucho mayor», dijo esta tarde González García al canal de noticias A24.

«En esas reuniones puede haber un portador sin saberlo y la diseminación del virus es muy fuerte. Tratemos de evitarlo por un tiempo para no tirar por la borda el esfuerzo que nos llevó a estar mucho menos mal» que otros países en la lucha contra la pandemia, agregó el funcionario.

«La apertura de un comercio con las medidas de distanciamiento y dos o tres personas con barbijo son mucho menos inseguras», amplió González García, quien también reivindicó las salidas al aire libre porque «descomprimen» a las familias y sobre todo «a los chicos».

Así, el ministro de Salud llamó a «exacerbar la responsabilidad individual y el compromiso solidario», al tiempo que confió en que «los próximos días tengamos un amesetamiento y con el esfuerzo de todos disminuyan los casos» de coronavirus, aunque «vamos a tener que pelear con esto un tiempo más».

González García señaló a A24 que sería una «adivinanza» decir cuándo dejará de afectar al país la pandemia, al tiempo que valoró que el tiempo en que se ha extendido el aislamiento social vigente desde el 20 de marzo permitió «amesetar» la evolución del virus.