La nueva gestión hospitalarias recuperó 5 ambulancias

Sáenz Peña. A dos semanas de la asunción de Medina y Navarrete se recuperaron móviles que fueron equipados con todos los elementos.

La desaparición de elementos que equipan las ambulancias y el mal estado de los móviles siempre fue una cuestión espinosa. Desde siempre el ojo crítico está puesto en lo que sucede con los móviles. Tras el accidente de tránsito que protagonizó una de las nuevas ambulancias, y el calamitoso estado de otras que se quedaban varadas por falta de combustible y problemas mecánicos, el Hospital quedó solo con dos unidades.

Cada vez que una ambulancia era entregada por el Gobierno, las unidades eran desmanteladas por “manos anónimas” (con permiso y protección?), desapareciendo sin rastros elementos que son muy costosos. Incluso desaparecían las camillas plegables que venían en las ambulancias nuevas, las que  aparecían en clínicas privadas.

Medina mencionó recientemente en algunos medios que Navarrete se ocupa principalmente de la reorganización de los Servicios, y de reentablar las relaciones con el recurso humano.

El Hospital en dos semanas pasó de tener 2 ambulancias a 7, y se espera la refuncionalización del móvil chocado. ¡Se investigará para atrás las responsabilidades? Es una pregunta espinosa sin respuesta.

Hay quienes comentan en los pasillos que algunas personas con responsabilidades anteriores poseen elementos importantes en su custodia, elementos que no se pueden adquirir en tan pocos años teniendo un sueldo de enfermero.