• Home »
  • Política »
  • Mediante una solicitada vecinos remarcan la historia del viejo edificio y piden al Gobierno su reutilización.

Mediante una solicitada vecinos remarcan la historia del viejo edificio y piden al Gobierno su reutilización.

Sáenz Peña.  «Demoler el VIEJO para construir el NUEVO, en el terreno así recuperado, es una medida tan antieconómica como innecesaria», dicen saenzpeñenses en un escrito, y piden no demolerles «el espíritu».

A la opinión pública:

Nuestro Hospital 4 de Junio Dr. Ramón Carrillo, inaugurado en 1947, nació para ser eterno.

Se levantó en el predio del Hospital Municipal de 1934, construido sobre una hectárea adquirida por “Los Trece” (Club de muchachos solteros) y otra donada por don Carlos Ramseyer, dueño de la tierra, y con el aporte de todas las instituciones del pueblo.

Fue uno de los 21 del Plan Quinquenal levantados en el país durante la primera presidencia del Gral. Juan Domingo Perón.

En este Hospital se vacunaron todos los niños del pueblo y de pueblos vecinos durante 7 décadas.

Este Hospital supo de sacrificios de médicos, odontólogos, oftalmólogos, bioquímicos, enfermeros y profesionales de todas las ramas de la Medicina y fue dirigido con vocación por decenas de Directores, que velaron por el buen funcionamiento del mismo.

Este Hospital fue el refugio en horas de dolor, y testigo en tiempos de alegría durante 75 años. Llegar al Hospital, muchas veces significó salvar la vida.

Nuestro Hospital fue alguna vez pulcro y cuidado; y un orgullo para Sáenz Peña. Contribuyó a consolidar a nuestra ciudad como líder en la región.

Fue levantado con materiales nobles, hecho para durar; y aún tiene mucho para dar.

No se justifica tirarlo abajo para construir otro sobre sus cimientos.

Demoler el VIEJO para construir el NUEVO, en el terreno así recuperado, es una medida tan antieconómica como innecesaria.

Antieconómico, porque estando por las nubes el costo del metro cuadrado de obra, carece de sentido común tirar abajo un edificio sólido que bien puede aprovecharse para múltiples fines de bien público.

Innecesario porque la Ciudad ofrece un terreno apto para levantar el “Hospital Materno Infantil” en Avda. 28 y calle 51, el que responde mucho mejor al principio de justicia y equidad -rector de la Salud Pública- que es la buena accesibilidad de todos los involucrados.

Hoy, desde los cuatro puntos cardinales, para llegar al hospital, los pacientes deben atravesar la ciudad con las trabas que ello significa.

Por si fuera poco, la zona del hospital se halla rodeada de instituciones y barrios, la avenida presenta un tránsito veloz y hay dificultades de estacionamiento. También el área sufre complicaciones en cuanto a infraestructura (provisión de agua potable, desagote de aguas pluviales, cloacas, residuos comunes y patológicos).

Bienvenidas las obras que traen progreso a las ciudades sin destruir. Sin demoler paredes innecesariamente y sin demolernos el espíritu.

Sáenz Peña tiene su historia. Sáenz Peña tiene identidad. Sáenz Peña tiene derechos. Sáenz Peña puede pensar.

En 2020, ante la imperiosa necesidad en que nos puso la Pandemia, volvimos la mirada al entrañable y viejo hospital abandonado; y éste nuevamente abrió sus puertas, generoso, para acoger a los enfermos de Covid.

También aloja a la Región Sanitaria VII, a la Escuela de Enfermería, al Hogar de Ancianos, a la Fundación Oncológica Hoy Soy Yo, al Hogar Teresa de Calcuta, a Bomberos Voluntarios, al SIAPA… tan grande es!

Pero un amplísimo sector fue abandonado a su suerte.

Y porque fue irresponsablemente tratado ¿estamos autorizados a destruirlo?

Los saenzpeñenses recibimos jubilosos la próxima instalación del “Hospital Materno Infantil”, pero también son imprescindibles las salas de espera y albergues, la cocina y el comedor para familiares; viviendas para que jóvenes médicos vuelvan a poblar las aulas de la otrora prestigiosa Escuela de Residencias; un Hospital de día con consultorios polivalentes; Salas de reunión para personal médico; Museo de la Salud; una capilla y la vivienda para el capellán y otros.

Nuestro hospital es un monumento y no en vano fue declarado “Patrimonio Cultural, Histórico y Arquitectónico” por el Concejo Municipal, por unanimidad.

Centenares de médicos y enfermeros dejaron cuerpo y alma caminando sus pasillos, salas y consultorios.

No queremos un pedacito de su edificación como premio consuelo, sino la totalidad de su galería troncal con pabellones a ambos lados y sus magníficos chalets, testimonios de otros tiempos en los que no existía la cultura del descarte.

Por ello construyamos el Hospital Materno Infantil en un espacio vacante de la ciudad.

  • Tengamos en cuenta que el Hospital es de carácter regional y debe ser de fácil accesibilidad.
  • Admitamos que la zona del actual Hospital se halla superpoblada.
  • Comprendamos que los temas de infraestructura –aguas, cloacas, residuos- son más difíciles de resolver en un lugar colapsado.

Valoricemos el viejo hospital, entrañable a nuestra identidad, otorgando a sus pabellones nuevos usos orientados al Bien Común.

Estefanía Plantic, Susana Mirta Montivero, Alejandro Ramón Varela, Ligia Amelia Sosa, Alicia Carmen Aranda, Cladis Martha Pellizzari, María Inés Aguado, Marisa Beatriz Bandeo, Juan Carlos Genero, Silvia López, Rubén Adalberto Macías, Ricardo José Cancelarich, Juana Emilia Kantcheff, Ana María Cao, Luis Moreno, Norma Bonfantti, Ana Estela Basualdo, Norma Edith Dalmazzo, Mónica Graciela Díaz, Dora Olga Costanzo, Alicia Eufemia Aranda, Gladis Raquel Pazos, Nélida Ester Ovando, Mónica Lozanio, Liliana Cristina González, América Rosa García, Hilda Nélida Ríos, Angelina Murgusur, Susana Carvallo, Nidia Raquel Fernández, Silvia Zenoff, Silvia María Sudria, Alida Mónica Masachs, Marisabel Cristina Viñas, Silvia Liliana Quignard, Leticia Nannini, Silvia Cao, Héctor Luis Monti, Ramona Figueroa, María Laura Dupraz, Mirtha Liliana Dupraz, María del Carmen P. de Fabre, Natalia Kotowski, Mabel Esther Redondo, Myriam Davies de Ibáñez, Rubén Darío Marcoff, Natalia Andrea Ramella, Nora Beatriz Pezzano, Juan Potapzuc, María Lucrecia García, Néstor José Rodríguez, Eduardo Kasibrodiuk, Natalia Kotowski, Walter Nicolás Goldberg, Tatiana Kotowski, Nora Rosanna Carisio, Jorge Sebastián Leoni, Jorge Eduardo Leoni, Pia Silvana Mirón, Carlos Chifa, Roberto Nicolás Kotowski, Carlos Alberto Canepa, Pamela Michlig, Rosa María Visintin, Natalia Arriola Viña, Germán Arriola Viña, Blanca Wilma Regojo, María Luisa Quintana, Mario Rafael Silvero, Ana María Tauguinas, Eddy Sevilla, Rodolfo José Serafini, Susan Serafini, Anali Serafini, Enrique Antonio Grbavac, Fabio Echarri, Eduardo Braillard Poccard, Carlos Alberto Petris, Fernando Drago Santos Caric, Jorge Castillon, Diana Caric Petrovic, Patricia Alejandra Cipolini, José María Bernal, María Teresa Maurel, Leonardo Blanco, Jorge Antonio Benítez, Jorge Del Pino, Susana Colazzo, Marta Beatriz Cech, Mario Daniel Ferreyra, Irene Fabre, Marisa Araceli Aguirre, Dora Beatriz Pacheco, Gabriela Rosana Saucedo, Héctor Roberto González, Elba Lilián Guchea, Ignacion Alberto Simón, Cecilia Beatriz Cipolini, Dora Beatriz Pacheco, Mattia Ballerini, León Sergio Pilchik, Juan Miguel Kisiel, Francisca Elena García, Pedro Manuel Egea, Juan Miguel Kisiel, Alicia Gaña.