Vecinos atemorizados por «violentos» en la zona de la Comisaría 3ra

Sáenz Peña. Los actos violentos siguen teniendo como epicentro al barrio 134 viviendas. Nuevamente hubo serios enfrentamientos entre menores incontrolables y efectivos policiales.

“Estamos cansados de toda esta situación, antes vivíamos tranquilos en el barrio”, relataron los moradores de la zona que prefirieron preservar su identidad por temor a los vándalos.

En declaraciones al medio DiarioChaco, señalan que este barrio ya tiene un antecedente de violencia y desde entonces se sienten inseguros: “Hace pocos días fuimos víctimas de varios robos en el barrio, al menos seis vecinos sufrieron el ataque de estas personas”.

Reclaman mayor seguridad para el barrio: “No podemos seguir así, las autoridades locales y provinciales tienen que tomar cartas en el asunto en forma urgente” aseguraron.

Los vecinos apuntan sus reclamos al Foro de Seguridad sospechando que algún integrante de éste se interpone en un mayor despliegue de la policía en la zona.

En las últimas horas mientras la policía llevaba adelante este procedimiento, se juntaron en el lugar unas 20 personas que comenzaron a agredir a los agentes, que debieron abandonar la zona para resguardar su integridad física y la del detenido. Para repeler el ataque y hacer retroceder a los agresores, la policía debió utilizar balas de goma.

Llama mucho la atención que ante la actuación policial los referentes de los pueblos originarios y la titular del Foro de Seguridad de la Comisaria tercera, Mariela Benavento, median siempre ante los agresores, lo que significa que la escalada de violencia generada por menores encuentran puntos que llaman la atención. «La Policía quiere actuar, pero siempre hay algunos que, parece custodian a los delincuentes, y traban el trabajo de los efectivos, eso es lo que se ve», señaló otro vecino a OdeN.