314 mil pesos, la cifra que necesita una familia chaqueña para no caer en la pobreza

314 mil pesos, la cifra que necesita una familia chaqueña para no caer en la pobreza

Resistencia. El Instituto de Investigación Social, Económica y Política Ciudadana lanzó el Índice Barrial de Precios de septiembre, estudio que revela el impacto de la inflación en los comercios de cercanía del Gran Resistencia y Sáenz Peña. Según los datos recolectados, la Canasta Básica Total y la Canasta Básica Alimentaria subieron un 6,34% en el mes nueve.

Las estadísticas fueron llevadas a cabo por relevadores zonales que se encargaron de la carga de los precios de aquellos productos que componen las Canastas Básicas. Tras los resultados del estudio, la directora de la Institución, Patricia Lezcano, manifestó que “si bien los aumentos de los alimentos muestran una cierta desaceleración en el mes de septiembre, el acumulado del año y su proyección siguen en valores muy elevados”.

“Si tomamos de referencia los ingresos básicos de la población, las remuneraciones mínimas de los salarios y las jubilaciones, nos damos cuenta de que estos sectores siguen perdiendo el poder adquisitivo frente a los aumentos constantes”, dijo y agregó: “Como siempre el golpe más fuerte lo reciben las familias que menos espalda tienen para soportarlos”.

El estudio refleja que una familia compuesta por cuatro personas necesitó en septiembre más 314 mil pesos para no ser pobre y casi 141 mil para no estar en los índices de indigencia.

RESULTADOS

El procesamiento de cada una de las cifras tomadas en la provincia demostró que ambas Canastas presentaron una suba del 6,34% durante el mes pasado. Esto repercutió de manera directa en los valores acumulados del 2023 que superaron por amplio margen el 120% de incremento a falta de pocos meses para finalizar el año.

La CBT saltó $ 18.736 en el último mes y alcanzó la cifra récord de $ 314.284. Ahora bien, la variación interanual fue significativamente mayor y reflejó un aumento del 148,63% respecto a los $ 126.403 necesarios para adquirir los mismos productos, pero en el año 2022. Es decir, $ 187.881 de diferencia en los últimos doce meses. El crecimiento en el valor acumulado desde enero a septiembre fue del 123,35%, que representado de manera nominal sería de 173.568 pesos.

Por su parte, según las estadísticas brindadas, la CBA se consolidó en los $ 140.934 que se traduce como 8.402 pesos más en relación a los $ 132.532 que costó en agosto. La variación interanual fue del 151,98%, que representa 85.004 pesos adicionales a los $ 55.930 de septiembre del 2022. En los nueve meses del 2023 el encarecimiento acumulado fue del 128,35%, que serían $ 79.217.

AUMENTOS POR RUBROS

Dentro de las secciones que más incrementos mensuales tuvieron resaltó: el almacén con una suba de 8,1%; en segundo lugar, la carnicería con el 7,87%; y, por último, la verdulería con el 0,94%.

En el primer rubro, el salto fue de 4.803 pesos respecto a los $ 59.993 de agosto y llegó a costar $ 64.797. Aun así, el mayor incremento lo tuvo en los valores interanuales, los cuales, alcanzaron los 150,21%. Esto representa $ 25.897 más a las cifras del 2022.

Seguido, se posicionó la carnicería que tuvo un encarecimiento de 3.311 pesos y pasó de $ 42.080 a $ 45.391 de agosto a septiembre. Su interanual contó con un adicional de 27.127 pesos, que a valor porcentual es el 148,54%.

Por último, la verdulería fue el sector con menor crecimiento inflacionario y solo aumentó $ 287 a los $ 30.459 de agosto alcanzó los $ 30.746 en el mes del estudio. La interanual fue la más alta de cada uno de los sectores con el 161,23%, esto sería $ 18.976 comparado al mismo mes, pero del 2022.

PRODUCTOS MÁS CAROS

En cuanto al almacén, los productos con mayores incrementos fueron: la yerba, con el 21,43 % pasando de $ 750 a $ 850. En segundo lugar, el queso cuartirolo, con el 11,86% llegando a los $ 2.500, es decir con $ 265 de aumento respecto al mes pasado. Por último, el arroz que incrementó su valor un 10% pasando de $ 500 a $ 550.

Los productos de carnicería con mayor reajuste de precios fueron: la carne picada con el 17,50% de aumento, pasando de $ 2000 a $ 2.350; el espinazo con el 15,79%, alcanzando los $ 2.200 con respecto de los $ 1900 del mes de agosto. Por último, el pollo con el 10%, es decir de $100 más, llegando a los $ 1.100.

Por último, dentro de la verdulería, el podio de aumentos estuvo liderado por el zapallo con el 14,29%, llegando a los $ 400; en segundo lugar, estuvo la docena de huevos con el 11,11% alcanzando los $ 1000; en tercer lugar, la pera con el 5 %, es decir con un aumento de $ 25 estableciéndose en los $ 525.

Compartir
Opción de Noticias