24 abril, 2024

Opción de Noticias

El portal de periodismo de Sáenz Peña, Chaco

EL STJ le dio la razón al «Coquismo» y frenó designaciones al Consejo de la Magistratura de Gricelda Ojeda y Maida Whit

Resistencia. El Superior Tribunal de Justicia (STJ) suspendió la designación de las diputadas Gricelda Ojeda y Maida Whit quienes en una polémica sesión fueron designadas tras los votos del oficialismo y el CER y decretó una medida cautelar, luego de la presentación formulada la semana pasada por legisladores de la oposición.

Ojeda, de la Corriente Expresión Renovada (CER) y Whit (Juntos por el Cambio, hija de la procesada y juzgada Aída Ayala) no podrán ser parte del Consejo de la Magistratura y Jurado de Enjuiciamiento.

«Decretar medida cautelar de no innovar, ordenando a la Cámara de Diputados de la Provincia de Chaco que suspenda los efectos jurídicos y actos consecuentes del punto 6 del temario de la Sesión Nº 3 de fecha 20/03/2024 hasta tanto se resuelva la cuestión de fondo en estos autos», menciona la resolución del presidente del STJ, Víctor Del Río y sus pares Alberto Modi,Iride Grillo, Néstor Varela y Emilia Valle.

El recurso del interbloque del Frente Chaqueño tuvo sus efectos este miércoles tras conocerse la resolución del máximo tribunal de la provincia, inhibiendo las asunciones de ambas legisladoras hasta que se resuelva la cuestión de fondo.

Entre los fundamentos, los jueces refieren que los diputados opositores «solicitan la nulidad por inconstitucionalidad, invalidez e inaplicabilidad por arbitrariedad e ilegitimidad del punto 6 del temario de la sesión Nº 3», señalando que la votación fue nula ya que «fue llevada adelante sin quórum».

El  STJ remarcó que de haber existido una efectiva violación de las normas de procedimiento legislativo, «la consecuencia jurídica se traduciría en la nulidad de las mismas».

Por lo cual, el fallo dio luz verde a la presentación de la bancada de la oposición:  «Hacer lugar a la cautela peticionada, ordenando a la Cámara de Diputados de la Provincia del Chaco que suspenda los efectos jurídicos y actos consecuentes».

Tras este falló JxC no dio quórum y la última sesión se cayó, nuevamente. Los diputados de JxC «cerraron» los teléfonos, nadie emitió opinión sobre el papelón en el que envuelven a la Legislatura, salvo publicaciones en las redes sociales como ha preferido el jefe de bancada oficialista Sebastián Colo Lazzarini. Al parecer JxC emula actitudes en al actualidad rememorando los años de plomo en los que gobernaba el Rozismo.

Compartir