23 abril, 2024

Opción de Noticias

El portal de periodismo de Sáenz Peña, Chaco

Tras el nuevo aumento el precio de la nafta Súper promedia los $ 970

Resistencia. Durante el fin de semana extra largo, el precio de las naftas aumentó al menos un 4,3% en la provincia, con el litro de nafta súper llegando a costar $ 987. Este incremento se debe a la tercera de las cuatro actualizaciones previstas de los impuestos al combustible líquido (ICL) y al dióxido de carbono (IDC), dispuestas por el gobierno en febrero pasado.

En previsión de este aumento, en los últimos días se observaron largas filas en algunas estaciones de servicio, donde los conductores se acercaron para cargar combustible. Esta escena se repitió en los últimos meses debido al fuerte aumento en el costo para llenar el tanque de nafta, que incrementó un 106,7% en la provincia en menos de cuatro meses.

NUEVOS PRECIOS

YPF

Nafta Super: $ 966

Nafta Infinia: $ 1177

Diesel: $ 1042

Diesel Infinia: $ 1252

SHELL

Nafta Super: $ 984

Nafta V-Power: $ 1207

Diesel: $ 1063

Diesel V-Power: $ 1284

AXIÓN

Nafta Super $ 987

Nafta Quantium $ 1207

Diesel $ 1096

Diesel Quantium $1265

 

AUMENTO DEL IMPUESTO

El impuesto a los combustibles fue creado por ley en 1998 y durante la gestión de Mauricio Macri se dispuso su actualización trimestral ajustada por la inflación oficial, aunque en 2019 se postergó. Desde julio de 2021, quedó congelado bajo la gestión de Alberto Fernández hasta que la gestión de Javier Milei lo actualizó en marzo pasado.

A pesar de que Milei se había propuesto llevar adelante un plan de shock sin subas en los impuestos, el Gobierno decidió «regularizar» la situación en las naftas para aumentar la recaudación y compensar así la fallida reforma impositiva prevista en la Ley ómnibus. Con estos cambios, el Ejecutivo podría recaudar 0,4% del PBI para la Nación, unos $760.000 millones.

Si bien el Gobierno espera que la inflación de marzo sea inferior al 13,2% registrado en febrero, hay preocupación por la evolución de los precios. Algunas consultoras prevén una suba del 13%, lo que podría indicar un estancamiento del ritmo de desaceleración desde el récord del 25,5% registrado en diciembre pasado.

Después de fuertes cruces con empresas de consumo masivo por su resistencia a bajar los precios en las góndolas, el ministro de Economía, Luis Caputo, celebró este domingo la decisión de una fabricante de cremalleras de origen japonés de aplicar una rebaja del 10% en su lista de productos. Para los economistas, la baja de la inflación obedece en gran medida a la caída del consumo por la fuerte recesión.

En efecto, por la crisis y la disparada de los precios, la venta de nafta súper cayó un 10% en febrero respecto de diciembre pasado y la comercialización del combustible premium, casi un 20%.  Este dato coincide con la pérdida de poder adquisitivo de los consumidores y el traspaso desde un producto de mayor calidad a otro más accesible, como es el caso de la nafta súper.
Compartir