27 mayo, 2024

Opción de Noticias

El portal de periodismo de Sáenz Peña, Chaco

Vilar niega que su empresa está mal administrada y sus empleados amenazan con acampe en la Plaza

Sáenz Peña. En recientes declaraciones el empresario Julián Vilar y un vocero de sus empelados, Daniel Villaba, amenazan a la Municipalidad para poder forzar «subsidios». Hace 15 días que Sáenz Peña está sin servicio de colectivos. Ante la posibilidad de que el Municipio opte por otras alternativas la empresa San Roque intensifica la extorción por fondos.

DiarioChaco publicó recientemente las declaraciones que marcan la postura de la empresa, y recordó que la única línea de colectivos que funciona en Sáenz Peña lleva más de 15 días de paro.

El empresario Julián Vilar aseguró que «necesitan una compensación tarifaria del costo real del boleto». Vilar negó que la crisis se deba a que la empresa está mal administrada. «Eso no es así porque yo vengo notificando de la situación hace tiempo, lo que necesitamos es una compensación tarifaria al costo real del boleto. Esto no es una ayuda a la empresa sino al servicio público de transporte de la ciudad», dijo el empresario.

Agregó: «La Municipalidad tiene que garantizar el transporte público porque es un servicio básico como el alumbrado, la limpieza de calle o la recolección de residuos».

Por su parte, el gremialista Daniel Villaba remarcó cual es la postura que los trabajadores asumen, que está amparada por el gremio que conduce Abraham que tiene un pacto con el empresario, dijo: «Nosotros tenemos una familia por detrás y todos estamos a la espera de una solución. Yo creo que el Gobierno municipal es el que nos tiene que dar la solución, así nos dijo el secretario de Gobierno, Diego Landriscina, quien nos aseguró que en estos días habrá una resolución».

El subsecretario de Transporte de la Provincia, Rodolfo Díaz, dijo en LT16 AM950 que el problema del transporte es empresarial, acusando que la empresa está mal administrada, tiene sobrepoblación de empleados y eso la lleva a tener déficit permanente, y manifestó que el empresario tiene que entender que no se puede subsidiar permanentemente sin que la empresa asuma el riesgo empresario que cualquiera que tenga un negocio afronta.

Compartir