17 junio, 2024

Opción de Noticias

El portal de periodismo de Sáenz Peña, Chaco

La Justicia debería investigar las vinculaciones que se ocultaban en los «antros» de la ciudad

Sáenz Peña. Hace dos años hubo un enfrentamiento armado en la vereda de un bar, y murió una persona. otras resultaron heridas. No era cualquier bar, era uno cuyo propietario tiene relaciones con el gobierno. Mientras en la Termal se discute por las habilitaciones de comercios que infringen ordenanzas y se evita discutir el expendio a mansalva de bebidas alcohólicas, hay algunos lugares que, dentro de las 4 avenidas, no son controlados. Aquel enfrentamiento a tiros fue presentado en su momento como un hecho aislado, pero ¿ que tan frecuentes delincuentes narcos como los Sosa visitan estos lugares ante los ojos de todo el mundo y muchas veces son tratados como clientes vip?

Hace unos días el sitio ChM recordó el tiroteo que involucró a un integrante del Clan Sosa, al ya muerto (abatido en enfrentamiento rural lleno de incógnitas) Miguel Fernando González  alias Chupachichi, y al yerno del sindicalista municipal Néstor Jara (único detenido que irá a juicio Alexis Méndez). La gran pregunta que nadie se hace, o que la menos las autoridades se niegan a hacerse, o muchas veces la Justicia busca maquillar, es ¿se podría hurgar en las relaciones que se ocultaban en este tipo de lugares nocturnos como donde se produjo el tiroteo? ¿con que frecuencias personajes del mundo narco, como los Sosa, visitan estos antros sin ser denunciados y por el contrario tratados como clientes vip cual si fueran jeques árabes? ¿por qué existen controles puntillosos y repletos de tecnicismos y legalismos para algunos lugares y nunca se discutió en la ciudad el expendio a mansalva de bebidas alcohólicas? ¿por qué hay quioscos que son controlados respecto a la venta de alcohol y hay sitios que por pertenecer a personajes cercanos al gobierno no tienen controles tan rigurosos?

El sitio que menciono lo ocurrido aquel 3 de abril de 2022, cuando aún la ciudad vigilaba las reuniones de los vecinos producto de la Pandemia que se cobraba vidas,  remarcó que en esa oportunidad ingresaron al hospital heridos por los balazos Ariel Sosa (integrante del Clan narco que goza de ciertos privilegios en la ciudad), Enrique García, y Cristian Rivas, propietario del lugar que gira bajo el nombre de Vittor Bar quien estaba vinculado en ese momento al Municipio local y hoy es una suerte de «operador político» del Ministerio de Salud que conduce Sergio Rodríguez.

Esa madrugada, en horas posteriores la policía informó que se abocó a analizar las cámaras de seguridad de la zona y se trabaja con todas las divisiones para identificar a los responsables del hecho. También se intenta establecer si los atacantes llegaron al negocio en un auto o ya estaban bebiendo en el bar y luego se desató el tiroteo. Un dato interesante y que nunca fue analizado debidamente es que tanto Ariel Sosa como Miguel Fernando González eran habitué del lugar según comentarios de muchos vecinos, y que la presencia en ese sitio no fue una casualidad ni un hecho fortuito.

Rivas, un personaje con suerte, emprendedor exitoso hoy dedicado a la politica

Cristian Rivas, el propietario del pab donde dicen y aseguran vecinos coincidían personajes que luego la Justicia investigó por relación con el narcotráfico, en el 2021 fue coordinador del Plan Detectar, en plena Pandemia. En ese tiempo comenzó a tener un rol de exposición en acciones municipales que recalaban luego en reclamos de la sociedad (y otros comerciantes) que aseguraban que a su emprendimiento nocturno exitoso nos e lo controlaba. Según Rivas en la balacera mortal solo quiso apaciguar y la ligó de arriba, una aseveración que nadie creyó mucho, pero que sirvió para hacerlo zafar del enfoque de la Justicia en ese momento.

Antes de tener algún rol en el gobierno local, que nunca se supo con exactitud cual era, Rivas supo hacerse visible cuando el Gobierno de Domingo Peppo dispuso dinero a supuestos emprendedores, oportunidad en que la secretaria de Empleo destacó cómo la asistencia del Gobierno ayudó a Cristian a salir adelante tras una inundación. Rivas fue foco de muchas observaciones ya que tan adelante pudo salir que terminó en el Mundial de Rusia en ese mismo mes. Aunque esa no fue la única «manito económica» que el quiosquero recibió del Estado, según se dice.

Rivas antes de dedicarse a la política era un personaje de la noche, prepotente, altanero, de esos que llegaban a un lugar a «billetear» aunque esa acción sea con billetera prestada. Desde hace unos años, potenciándose con la Pandemia, empezó a coordinar cuestiones de salud del municipio, aunque lo raro es que sin siquiera tiene un curso de RCP hecho.

Hoy, en una doble función, es una suerte de «oreja» del Ministerio de Salud. Algunos lo pretenden citar como un «armador» del Gobierno provincial cercano al ministro Rodríguez. Pero cuando ganó Zdero la Gobernación y asumió el cargo, hubo unas semanas (Navarrete seguía siendo director del 4 de Junio) que Rivas pasilleaba el Hospital local buscando información y marcando a quienes había que «descabezar», incluso se dice que tendría mucho que ver con determinadas acciones persecutorias de estos meses.

Es más suele aparecer en fotografías participando de operativos de salud en el interior, dejando al descubierto sus funciones municipales, y generando la incógnita de si ¿percibirá doble salarios? Hoy en día, Rivas es una suerte de filtro para acceder a la figura de la actual directora general de Zonas Sanitarias Mariela Mercadín o al propio director del 4 de Junio Jaime Etchelouz.

¿Tendrá el ministro Rodríguez conocimiento de las actitudes del «oreja» que su Ministerio tiene en la Termal? ¿Conocerá el gobernador Zdero de las acciones persecutorias que son generadas a partir del relevamiento que este emprendedor nocturno exitoso realiza? ¿Estará de acuerdo Zdero que en su gobierno se persiga por el siempre hecho de pensar distinto o no compartir una filosofía partidaria, algo que la UCR siempre criticó a La Cámpora? ¿Admite sin preguntas el gobierno local que un funcionario que defiera estar abocado a sus cuestiones locales se pasee por la geografía chaqueña sacándose fotografías para «aparentar» o «mostrarse» en acciones que son propias de la provincia?

Compartir