• Home »
  • País »
  • Macri no pudo sostener el congelamiento de combustible, y ahora negocia con petroleras

Macri no pudo sostener el congelamiento de combustible, y ahora negocia con petroleras

Buenos Aires. El Gobierno nacional, que quiso congelar los precios por 90 días de forma unilateral, decidió convocar a las empresas petroleras a una mesa de diálogo para acordar la implementación del anuncio.

La convocatoria se realizará a través de la Secretaría de Energía a cargo de Gustavo Lopetegui, informaron fuentes oficiales a Télam.

A la vez, se decidió postergar la publicación de la resolución que se preparaba para dar el sustento legal adecuado al anuncio del presidente Mauricio Macri, como parte de un paquete de medidas económicas.

El gobierno había anunciado que a partir de hoy iba a fijar las variables del precio del dólar y el crudo tipo Brent para congelar los precios de la nafta y el gasoil por 90 días.

‘Esta convocatoria de la medida no es una marcha atrás al anuncio delpresidente sino una marcha atrás en la publicación de la resolución que debía darse mañana para abrir el diálogo con las empresas‘ explicó la fuente gubernamental sin explicar porque primero se hizo un anuncio inconsulto que molesto fuertemente al poderoso lobby petrolero.

Fuentes oficiales explicaron que, para calcular el congelamiento por 90 días del precio en pesos de nafta y gasoil en el segmento minorista de combustibles, se implementaría un congelamiento por el mismo plazo del precio del crudo.

Este precio sería el que cada refinería tenia vigente con su proveedor, por lo que se determinó fijar las variables a valores del 9 de agosto, con el dólar a $45,19 y el barril de Brent a US$59, se explicó esta tarde desde el Palacio de Hacienda.

A partir de este anuncio, la Secretaría de Energía trabajaba en el diseño de las resoluciones para la aplicación de la medida de congelamiento, sobre todo teniendo en cuenta que desde el 1 enero de 2018 rige un mercado liberado de combustibles.

Aquella medida adoptada bajo la gestión del entonces ministro Juan José Aranguren puso punto final al denominado barril criollo, que imponía un valor de referencia para el crudo.