Es un auto? es un camión? Es una camioneta? No, es un asesino al volante

Sáenz Peña. La inconsciencia no tiene límites. Los controles policiales son estrictos solo en algunos casos, y muchas veces dependiendo de las necesidades de los uniformados que hacen el control. Así circulaba una camioneta Ford-F100 con caja mudancera anoche.

Los controles en el tramo Sáenz Peña-Resistencia, fijos de la Policía Caminera, están ubicados a metros de la Rotonda de Sáenz Peña y casi frente al Parque Industrial de Machagai, luego en el Peaje de Makalle, y listo. Por ahí esporádicamente se agregan algunos, como por ejemplo cerca de la intersección con Ruta 4, entre Sáenz Peña y Quitilipi a la altura de La Chiquita, en el ingreso al acceso de Colonia Aborígen o antes del acceso a Machagai “Soldado Palavecino”. O bien, si alguna comisaria necesita “embarcar” a algún uniformado para que viaje arman un control donde ni las luces controlan y “te enchufan” el pasajero.

La imagen muestra como circulaba una camioneta Ford-F100 con caja mudancera anoche entre Quitilipi y Machagai. Las luces traseras no funcionaban, solo se la veía por las cintas reflectarias. Una locura!

En ese trayecto la circulación de motos sin luces con ocupantes sin casco y algunos descerebrados haciendo piruetas no tiene ningún tipo de control, absolutamente ninguno.

Ahora bien, en los puestos de Policía Caminera, como en Sáenz Peña casi frente a Secheep, te paran para preguntarte “de donde viene y a donde se dirige” o para hacerte una multa, si no hay incentivo de por medio, cuando algún trabajador estatal con sueldo deshilachado, como el de los policías, lleva en el baúl del auto mercadería para 15 días comprada en algún mayorista para “tirar hasta fin de mes”.

Verdaderamente La Jefatura de Policía o las autoridades del Ministerio de Seguridad deben replantearse algunas cosas. Para muestra sobra un botón.